Forma y código

Forma y código, performance Short Film
Entrevista a Martín Molinaro. Curador-Artista

¿Cómo definirias esta idea de performance short film?
Un intento de proponer y proponerme investigar una hibridacion entre La performance como código y el cine en su formato short film (o cortometraje) como otro código. Y ver si de esta “yegua” y este “burro” puede salir una :”mula”.

¿Cómo nace esta idea?
Trabajé como artista y gestor en propuestas de videoperformance y fue a partir de la relación con mi pelicula Punto F, donde dado que no soy cineasta, si bien miré mucho cine para arribar a mi proyecto (ya que además me costó muchisimo poder llegar al final por mi total autodidáctica con respecto al cine).
Una de las cosas a posterior de la película fue hacer coincidir el proyecto (normalmente actúo y luego analizo mis procesos y en este caso no fue diferente), en ese proceso de análisis mas conciente de la pelicula encontré un punto importante dentro de proceso y fue la relación con las 2 personas que trabajan detrás de la cámara en Punto F. Lo digo de este modo porque el lugar donde se instaló el trabajo de ellos (Juan 40, Santi 10) no fue puntualmente el trabajo “actoral” (al decir esto puedo pecar de ignorancia ya que no conozco una definicion profunda de este término, pero me refiero basicamente a la encarnación de un personaje en una pelicula ficcional). En este punto y dado que Punto F en si no es un documental, el trabajo con ellos dos fue al menos para mi, especial.
Cuando avanzaba el proceso descubrí que no necesitaba actores encarnando un personaje, y tampoco pretendía hacer una pelicula con personajes pero interpretada por “no actores” o gente corriente. Sino que me encontraba ante otra situación.
Hacer que un niño de 10 años que vive en el campo haga de si mismo, pero haciendo cosas que no entran en su lógica cotidiana y corriente. Generar situaciones que se desplacen de la “lógica” y se aproxime al terreno de lo poético.

Fue en este proceso de análisis de mi relación con la película sumado que concluia una curaduria de “videoperformance” en la que revisé mas de 60 artistas y sus “videoperformance” que pude encontrar un hilo conductor que establecía un “código” y que por momentos llegaba a ser tan rígido que surgió la inquietud como espectador de ver otra cosa. (ya no a nivel discurso, sino a nivel del codigo/lenguaje).
Colocando ambas cosas en la coctelera de mis necesidades pensé, frente a una invitación desde Brasil de curar “videoperformance”, en llevar esto a otro nivel, el nivel del código. Aquí se suma que como curador, no me interesa plantear temáticas en el terreno del discurso (si bien acepto y asumo que trabajar el código/lenguaje, condiciona en parte el discurso).

En la anterior curaduria la artista Soledad Sanchez Goldar, a quién además respondo estas preguntas, envió un video “polémico”, ya que en las 4 proyecciones de esa curaduria fue cuestionado  (en consecuencia también mi seleccion) porque se corría bruscamente del código mas radical y conservador de la “video performance’ (una cámara fija, frente a una accion PARA la cámara). Entró en este caso, al igual que en mi pelicula y ahora en los proyectos surgidos, un nivel de la dramaturgia que lo aproxima al cine, un nivel de la acción que lo aproxima a la performance y un nivel del uso del lenguaje de posproducción que lo aleja del “videoarte”.

Por último, me gustaria decir que no buscaba provocar ningún juicio de valoración comparativo entre código/lenguaje, sino sumar una investigación en un territorio, dado que en este momento sostengo fuertemente que la conciencia sobre el código o los códigos con los que se trabaja ayuda a profundizar la intención.

¿Cómo fue la selección de artistas para el proyecto? ¿Basado en qué?
Las mujeres debian tener tetas grandes y los hombres ser feos para eliminar la competencia.
En verdad la seleccion tuvo que ver con artistas cuyo trabajo conozco dentro del terreno de la PERFORMANCE y el VIDEO, que provengan de diferentes países para analizar de qué forma se cuela en cada uno  de ellos el hecho cultural independientemente del “código/lenguaje” que se investiga y lo mas importante GENTE QUE ME PARECE BUENA GENTE, QUE ME TRASMITA CONFIANZA y fundamentalmente a quienes “les creo”.
A todos además los conozco en persona.
Solo hubo un caso de alguien que no conocía ni en persona ni su trabajo, pero que llegué a ella y su trabajo por una recomendación de alguien que sí me inspira confianza.
Con todos además, dialogamos mucho sobre este proyecto y considero que esto es uno de los pilares del mismo.

Forma y Córdigo forma parte del ciclo de Performance Aún sin título, que se desarrolla en el Teatro DocumentA/Escénicas, en Córdoba, Argentina.

+info: http://www.documentaescenicas.org.ar

Deja un comentario